Entradas

Mostrando entradas de diciembre 20, 2014

CÓMO ENTRENAR A UN POLICÍA Y NO MORIR EN EL INTENTO

Imagen
Por Fermín Caballero Bojart(licenciado en Derecho y escritor)

Escribir novela requiere documentarse fidedignamente. Sobre todo si van a salir pistolas. Un disparo produce un proyectil sin control, pero no necesariamente una bala perdida. Sin embargo, un enfrentamiento armado, dependiendo del tipo de narrador, implica conocer muy bien qué le sucede en ese momento al productor del tiro. Más complicado aún resulta meterse en la mente de Harry el Sucio o en un duelo al amanecer en el lejano oeste.
Solo imágenes como la de Clint Eastwood y su plancha de acero bajo el poncho pueden dar una ligera idea de lo difícil que resulta escribir un guión o una escena. En algún sitio leí que las películas policíacas españolas no triunfaban porque los actores españoles no sabían empuñar un arma. Imperdonable resulta que el novelista no sepa resolver un tiroteo de forma subjetiva. Sergio Leone puso exactamente el contrapunto a la falta de control, al letargo, al estrés, en definitiva al baile de la muerte…