Sigue pasando: policías heridos con armas blancas…


Por, Ernesto Pérez Vera 

14 de septiembre de 2011. Ha vuelto a pasar: 3 funcionarios del Cuerpo Nacional de Policía (CNP) han resultado heridos en Madrid, mientras identificaban a un sospechoso. ¡Lo ven, en España también pasan estas cosas! Algún día a ver si me armo de valor y escribo un libro sobre estas cosas.

Situación rocambolesca. Una pareja de agentes uniformados se encontraba identificando a un varón de nacionalidad nigeriana, de cierta corpulencia física, cuando éste arremetió con un arma blanca contra uno de ellos, y desarmó al otro. Como resultado del ataque, el policía acometido (varón) recibió varios cortes en la cabeza, en un hombro y en una escápula. El otro funcionario, una chica en prácticas, perdió su pistola; quedando el arma de fuego en poder del agresor, quién huyó del lugar a la carrera.

No se vayan todavía, aún hay más. Otra pareja de policías del mismo cuerpo logró interceptar al subsahariano, segundos después. La historia se repite: son heridos y desarmados. El delincuente se hizo, así, con una segunda pistola del CNP, e hirió a machetazos a sendos funcionarios. Ahora, además y para colmo, dispara contra ellos. Por suerte, y sin que esto sea todavía lo habitual en nuestro país, los policías portaban chalecos de protección balística. Eran de adquisición particular; o sea, no entregados por la institución. Ambos patrulleros fueron alcanzados por los proyectiles, pero, afortunadamente, las protecciones blindadas funcionaron. Los impactos les produjeron leves contusiones, lo propio de recibir balazos sobre el chaleco puesto. No redundaré mucho en algo obvio: con determinados tipos de fundas, como las que se entregan en los cuerpos estatales, el desarme o la pérdida del arma es algo sumamente fácil de que se produzca.
Finalmente, otra tercera unidad policial, compuesta también por dos policías uniformados, detuvo al tentador homicida.

Pocos segundos, menos distancia que segundos y muchos heridos. Demasiada sangre derramada. En realidad, demasiado de todo. Esto recuerda al suceso acaecido el 13 de febrero de 2009, también en Madrid, cuando un ciudadano de Ghana hirió a un policía local y a un miembro del CNP, en el instante en el que ambos agentes trataban de detenerlo. Para más inri, el agente del Estado, por error, disparó en un pie a su compañero de la Policía Local (PL). Muy corta distancia, en una situación no entrenada y asimilada, por ser formados los policías bajo planes de entrenamiento desfasados y arcaicos. Hoy por hoy, como antaño, se entrena en función de una mentira. Siempre ha sido así, esto no es nuevo. ¡Qué leches, muchos ni entrenan! Pero la culpa casi nunca es de los funcionarios, que también, sino de las administraciones y de sus técnicos: los superjefes e instructores.

No voy a decir lo que yo hubiera hecho o dejado de hacer en aquella calle próxima al tanatorio de la M-30, donde a la muchacha le arrebataron su flamante HK-USP-C, pues ni estaba allí ni tengo idea de cómo llegar al sitio. Es muy sencillo: hay que estar en la escena, en el momento preciso, para saber qué haríamos. Pero la verdad es, aunque haya gente que no lo quiera entender, que casi nunca podremos materializar todo lo que sabemos o queremos hacer. No controlamos más que nuestros propios actos, a veces ni eso: en el fregao siempre hay terceras personas con otras predisposiciones y con sus propios procesos psicofisiológicos. Siempre digo esto: “Puedo hacer una cosa buscando con ello un resultado positivo y efectivo,  pero por causas ajenas a mi voluntad, movidas por terceros, el resultado puede acabar siendo otro totalmente diferente al deseado”. Mientras no comprendamos esto, y los jefes, instructores, jueces y fiscales sean instruidos al respecto, mantendremos vivo el miedo a defendernos con los medios puestos a nuestro alcance, en ese momento que nunca queremos protagonizar.

Estas adversas situaciones casi siempre se presentan a la distancia del “hola caballero, me deja su documentación, por favor”. ¿A cuántos lectores han entrenado oficialmente en estos rangos? Hablo de la distancia de contacto, la del cacheo, la de coger un DNI con la mano.  No me llamen loco, o llámenmelo si lo desean, ¿pero cuántos hablan con su silueta en el campo de tiro? Un amigo mío dice que el fallo de esta actuación es de intervención y no de manejo de armas. Es cierto, el fallo es de intervención. Pero no hablaré de qué posición debería haber ocupado cada actuante en la escena, y con qué misión. Yo me centro de otro modo en este asunto. Dejo muchas cuestiones en el aire para que cada cual piense un poco por sí mismo, y obtenga su propia conclusión. En realidad, todos deberían alcanzar la misma conclusión.

Yo creo que el temor a utilizar el arma, por miedo al posible reproche judicial, es el verdadero foco del problema. Mucho miedo, a muchas cosas. El pavor viene marcado a fuego y con tinta, casi siempre, desde la propia institución policial. Académicamente no se inculca tanto miedo al hecho de verse encañonado por un arma, como al hecho de responder ante un juez por encañonar a otros. Lo afirmo. Directamente unido a ello viene el escaso y débil entrenamiento que de media se posee en el seno de las fuerzas de seguridad. Esto también genera dudas y temores, a la hora de intervenir, en quien debe usar algo que sabe que no sabe usar con soltura. Pero esto, como somos muy machitos, lo ocultaremos hasta el día que la cagamos, que es cuando le lloriquearemos al juez que nunca nos han entrenado en condiciones. Otros, los peores y más perros, negarán ser poco hábiles, entonando aquello de que por sus cojones que son los mejores.

De los 6 policías protagonistas, 3 resultaron heridos y 2 desarmados. Me pregunto: ¿A tan corta distancia, ninguno de los 6 funcionarios pudo, o supo, desenfundar y disparar? ¿Por qué no supieron, o pudieron, hacerlo? ¿Les vendría a la cabeza la jodida y malentendida proporcionalidad de los medios defensivos? ¿Acaso dispararon y fallaron, y simplemente nos lo están ocultando?

Y al hilo de la proporcionalidad en los medios defensivos, hace poco tiempo he sabido que un instructor de tiro policial, amigo mío, ha podido cumplir uno de mis anhelos profesionales: mostrar la realidad del enfrentamiento armado a jueces y fiscales. Algunos de los juristas asistentes a la jornada celebrada en la galería de mi colega eran poseedores de la codiciada licencia de armas tipo B. Se trata de personas que, sin previa formación técnica, habían adquirido armas cortas de fuego para defensa. Entrenar, según me cuentan, entrenaban poco o nada. Conocer el correcto funcionamiento de sus armas, menos todavía. Algunos solamente habían entrenado, muy de vez en cuando, a distancia de tiro de precisión deportiva: a 25 metros del blanco. Otros, los que más soltura demostraron, habían sido invitados a ver y a practicar entrenamientos de “elite”. Habían efectuado un recorrido de tiro muy divertido y simpático, dentro de un cuartel o de una comisaría. En cualquier caso, todos se creían poderosos y seguros con sus armas pegadas al cuerpo. ¡Preparaos pa mata, vamos!

Todo cambió para ellos, tras pasar unas horitas por las manos de mi compañero. Poseedores o no de la licencia de armas, fueron atacados en simulaciones muy realistas. A todos les fueron producidas, en sus prendas de vestir, trazas de tiza con un cuchillo de entrenamiento, sin que  ninguno pudiera alcanzar su pistola o revólver en menos de excesivos segundos. Supuestamente, todos acabaron gravemente heridos o muertos en las recreaciones. Alguno manifestó: “Macho, ahora qué hago yo. Hasta hoy me creía seguro y poderoso. Nunca me planteé estas situaciones”.

Así es. Sus señorías, con todos mis respetos, no tenían ni puta idea de algo que después, llegado el caso, podrían tener que interpretar, comprender, asimilar y juzgar. Algunos admitieron que creían que las cosas eran como en los recorridos que antes les habían mostrado en otras galerías. Pensaban, también, que estas cosas ocurren como en realidad nunca pasan. Encima, hubo quien reconoció que antes de ese día nunca había visto justificados los disparos de arma de fuego contra atacantes armados con cuchillos. ¡Ilusos!

Sigo con el hilo del artículo. Yo entreno a mi gente en técnicas y circunstancias en las que las distancias son íntimamente cortas, de contacto. Incluso les hago hablar con la silueta, simulando la realización de una identificación (solamente eso). Muchos admiten, casi en confesión, que tienen miedo de disparar a tan reducida separación del blanco. Y eso que el papel (silueta) no suda, ni grita, ni ataca. Les pido que desenfunden y disparen contra el blanco desde medio metro, con el arma cerca del cuerpo. Pero nada, algunos responden que nanai. Me he topado con quien incluso cree imposible disparar con una mano, y además acertar. Eso sí, una vez convencidos de la eficacia y nula posibilidad de accidente, y manteniendo la estricta observancia de las indicaciones, todos adoptan la técnica para sus futuros entrenamientos personales. ¡Hay que abrirles los ojos! Tras comprender esto, el camino queda expedito para mejorar, con mayor seguridad, la eficacia y la propia confianza.

¡Ah!, otra cosa. A los míos nos les oculto una triste realidad: si el malo ataca en estos rangos, seguro que nos lesiona o mata. Lo que pasó hoy, en parte, es lo normal (3 heridos). Incluso el personal bien instruido podría ser alcanzado por las dentelladas de un machete, o de un simple tenedor. La diferencia puede estribar en que el bien adiestrado casi siempre repelerá la agresión con cierto grado de éxito, o lo que es lo mismo, con pocas lesiones. Es normal que nos hieran, el agresor es quien decide cómo y cuándo atacar, por eso es el malo y nosotros los buenos. Los policías nos defendemos de ataques previos, lo que implica jugar con desventaja. A estos efectos, la defensa únicamente es entendible si mientras la ponemos en valor nos están atacando. De otro modo no podríamos estar hablando de defensa sino de otra cosa.

Por cierto. Siendo partidario como soy del empleo de armas de pulsos eléctricos, como por ejemplo el Taser, que nadie crea que en el incidente de la M-30 la solución pasaba por su uso. Defender tal teoría no haría más que reforzar la arcaica y errónea tesis de que al armado con un cuchillo no se le puede disparar con pólvora, aun cuando ya esté acometiendo a corta distancia. El Taser está concebido para ser usado antes de advertir la inminente letalidad del contrario. Ahí es, precisamente, cuando hay que tirar de pulsos eléctricos; cuando todo es, todavía, un riesgo potencial. Una vez que el ataque está en marcha, y prosigue, hay que detenerlo con contundencia; ¿o vamos a dejar que un hostil siga apuñalando mientras el Taser llega a la escena en la cintura de otro compañero? Hay muy pocos Taser en nuestro país, y algunos cuerpos no tienen ninguno en sus unidades de radio-patrullas (caso del CNP). Refiero lo de las armas eléctricas porque algunos periodistas han desempolvado ya el temita.

Para acabar, de todo corazón espero que estos compañeros sanen pronto y completamente de las heridas infligidas esta mañana.



Comentarios

  1. Un nuevo gran artículo, como siempre Ernesto.

    Este caso es sangrante por varios motivos, el primero, que agentes de policía han resultado heridos (tres de un total de cuatro) en el enfrentamiento contra un único sujeto armado con un cuchillo y que según que fuentes, se hizo con dos o tres de las pistolas de los cuatro policías.
    Hay miedo, si, y mucho a intervenir con empleo de fuerza, y cuanto más, si la herramienta puede provocar la muerte.
    Se desconoce la legislación que respalda la validez y justificación de armas de fuego, se desconoce que hay sentencias que equiparan en proporcionalidad el uso de una pistola portada por un policía, contra un cuchillo esgrimido por un criminal, se desconoce las técnicas de intervención policial más básicas y sencillas de aplicar, ya de por si, útiles por su misma sencillez siempre que se empleen de forma correcta, se carece de formación en el uso del armamento reglamentario más allá del tiro pausado y "distendido" en la galería y contra blancos de papel a veinticinco metros.
    Es una falta de enfoque, los blancos, son objetivos, cuando hay que verlos como sujetos peligrosos que tienen fijada la idea de matar bien al agente, bien al ciudadano al que se protege, y de distendido, lo he entrecomillado por el nerviosismo generalizado en los ejercicios, precisamente por la carencia de formación y la inherente confianza y seguridad en lo que se hace y se puede hacer. No se entrena situaciones reales con sistemas force on force, de esos que devuelven el fuego o te planta una "tajá" en el pecho.

    El suceso de ayer, este triste resultado, no podemos perder de vista que va a causar un efecto en la sociedad, el de desconfianza en las capacidades de las fuerzas policiales, a las que se las va a ver como carentes de la seguridad en sus actuaciones y el miedo por la desprotección a la que están sometidos por la administración de justicia y por la propia cúpula policial, que no les concede la protección tanto formativa, legal y corporativa cuando el trabajo está bien hecho.
    Y esto, es extensivo al resto del colectivo profesional armado. Asi de claro.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. GRACIAS por tan buena exposición Mc.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  3. No hay por que amigo.
    A mi entender, es lo que hay.

    Tenemos lo que nos dan, cierto, pero también lo que nos buscamos.

    Este, no es un trabajo fácil, no contamos tornillos o despachamos barras de pan, tiene muchas implicaciones y un alto riesgo, no cotidiano, cierto, pero la liebre puede saltar detrás de cualquier mata como diría un cazador. Y hay que estar preparado para esquivarla y neutralizarla por el medio más proporcional y profesional posible.
    La mentalidad del "nunca pasa nada", y "to er mundo es güeno", no es la forma adecuada.
    Hay por ahí, un texto muy bueno, seguramente conocido por las/os compañeros/as de mente inquieta (o que han escarmentado tras un susto... por que no decirlo), el de los "diez errores". Recomiendo su lectura a los profanos.

    Sirva este suceso en Madrid, como revulsivo, hoy hay tres compañeros con heridas físicas y psicológicas y una joven recién incorporada al oficio, con un daño psicológico serio, a los que les deseo una pronta recuperación y vuelta al trabajo, pero si sirve para recapacitar, evaluar posibles acciones dirigidas a mejorar las capacidades profesionales para ejercer de una forma más segura y responsable el trabajo.... que decir, es el precio a pagar. Así de crudo.

    Un abrazo compi.

    ResponderEliminar
  4. Hace años un Policía en practicas se mosqueo conmigo cuando le llame la atención al verle muy subido en el trato a un ciudadano de Sierra Leona, simplemente le recorde que ese individuo pudiera haber estado conbatiendo desde muy niño, que seguramente habia visto la muerte muchas veces y quizas el mismo hubiera causado esas muertes, y que nosotros por desgracia crecemos en el mundo de Bambi, por lo tanto le pedi atención máxima y respeto al posible potencial del individuo, me miro como si fuese un marciano y seguro que penso que soy un gili...
    En la intervención que nos ocupa digo lo que tú Ernesto hay que estar alli, pero la distancia entre los actuantes da la vida, e leido que la compañera saco el arma y no la llevaba montada siendo incapaz de montarla y ponerla en disparo`, no lo se, pero es posible la mayoría de los policias en practicas llevan el arma sin bala en recamara para no tener lios, ya ves que incongruencia el lio de verdad es irte al cementerio.Un saludo.Jose Moreno.

    ResponderEliminar
  5. Buenas Ernesto, felicidades por la página y por tus artículos, soy hermano de un compañero tuyo, y te quería comentar que estoy harto de ver aquí en Sevilla, como Policías Locales o Nacionales identifican a personas dándoles la espalda o cuando su compañero está en el coche poniendo un SMS, por estas cosas y por todo lo que tu comentas en tu artículo pasa lo que pasa.
    Saludos y cuida de mi hermano.

    ResponderEliminar
  6. Gracias Tito por tu comentario. Dime quien ese hermano tuyo...

    Ernesto

    ResponderEliminar
  7. Moreno, gracias por tu comentario: siempre al hilo y quite de lo tratado. Un abrazo.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  8. Mi hermano es Miguel de Sevilla.

    ResponderEliminar
  9. Hommmmmmbreeee. ¡Qué buena persona es tu hermano! y buen policía. Me ha encantado conocerlo, aunque sea tarde. Después de años en la plantilla, solamente habíamos intercambiado dos palabras y era de cortesia "oficial". Ahora, por suerte para los dos, trabajamos juntos y estoy muy contento con su forma de ver las cosas y actuar.

    Un placer también conocerte a ti. Por cierto, gracias por leerme.

    A tu disposición para lo que quieras.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  10. Sobre la actuación de los policías implicados -uno de ellos en prácticas- a los que el delincuente logró desarmar en dos ocasiones, Velázquez ha insistido en que "en principio" ésta fue "correcta", como pone de manifiesto que el agresor fuera detenido de inmediato sin que sufriera heridas de consideración.

    "Vamos a investigar qué es exactamente lo que ocurrió, pero en principio parece que la actuación de nuestros policías fue correcta, tan es así, que fue detenido de inmediato sin que sufriera daños el delincuente", ha dicho.
    Perdona que vuelva a entrar, hay tienes las declaraciones de Director General, en las que lo mas importante es que el delincuente no sufrio daños. es para cagarse en su...., hay tenemos el cancer de los policias, politicos muyyyyyyyyyyy humanitarios,eso si rodeados de escoltas no sea que se les acerque una mosca.Un saludo. Jose Moreno

    ResponderEliminar
  11. Enhorabuena por el artículo y por los acertados comentarios.

    Leyendo lo de la formación de tiro para jueces y las declaraciones de Velázquez (que al parecer está totalmente capacitado para dedicarse a ser trilero), me he acordado de un Juez que en un curso de especialización indicaba que para garantizar la seguridad jurídica de la actuación policial, se debería esperar a que nuestros adversarios realizasen dos disparos antes de proceder a repeler la agresión.

    Le contestamos que si el criterio también se aplicaría si la agresión fuese hacia él o hacia su familia (en menos de cinco minutos cambió su opinión).

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Gracias Sacros por tu comentario.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  13. Así es Moreno: ese político dice eso por haberlo así oído a jefes del cuerpo, los técnicos. Seguro estoy que un super jefe dijo: "señor director, tranquilo, el malo está sano y salvo y nadie podrá decir que somos unos polis brutos y represores..." Esa es la idea. El jefe super técnico quiere seguir siendo jefe, y esto vende mucho: LA POLICÍA NO MATÓ AL MALO PORQUE NUESTROS POLIS, PESE A TODO, ESTÁN TAN CAPACITADOS QUE NO SE DEJARON LLEVAR POR LA IRIA..."

    Mientras se vendan esas falsas ideas, que a muchos ayudan a ascender, NADA CAMBIARÁ A MEJOR. Vivimos montados en mentiras a tiempo total...

    ResponderEliminar
  14. yo no entiendo.... cada día menos.... Vivo en un país de bambi con los ojos vendados, encima...

    Me pregunto... porque no han llegado a usar sus armas de fuego los policias... C,ñ... que el delicuente ha hecho 6 disparos... ha agredido con un machete previamente... Desde luego, no lo entiendo...

    Estos políticos chupiguay esta haciendo a mi hogar un país de FARABILLA, si habéis leído bien, de FARABILLA, que es lo mismo de fabela... y a mis defensores atados de pies y manos, con los ojos vendos y la boca también para que no protesten... como hoy leí en el periódico que un policía municipal de Madrid ha sido multado y experimentado por apoyar 15M estos pasa ya de indignación a Colmo de GILIPOLLAS.... Es decir a los policias no tenéis derechos de ningún tipo, ni de sentir si quiera, pero eso si con mucho deberes que cumplir...

    Anda huevos.

    Ya no quiero solidarizarme nunca más por hechos estos... porque quiero ponerme enfrente a los políticos, a los jueces y a los mandos policiales y decirles...
    BASTA.
    BASTA YA.
    BASTA YA DE TANTAS TONTERÍAS E INJUSTICIA.
    ¿QUE PASA A CASO LOS POLICÍAS NO SON PERSONAS O QUÉ?
    BASTA YA DE USAR LA POLICÍA COMO UN TIESTO DE FLORES. HOSTIAS.
    CADA PROFESIÓN ES PARA LO QUE ES. CADA ACTUACIÓN SIRVE PARA CADA MOMENTO, LECHE.
    BASTA YA DE USAR SENTIDO POLÍTICO E INHUMANOS EN VEZ DE USAR SENTIDO COMÚN.

    Ahora soy yo el indignado

    ResponderEliminar
  15. Como me gustaría saber la lectura que hacen de estos hechos los instructores y responsables de la formación de nuestros compañeros del CNP...

    Excelente exposición Ernesto.

    Les deseo una pronta y completa recuperación a estos compañeros.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  16. Gracias por el comentario Mustelus.

    Te aseguro que muchos instructores del CNP saben la verdad de las carencias generales, pero NO depende de ellos cambiar la formación: Esos cambios deben ser autorizados por gente de mucho más arriba. Si seguimos muchos diciendo estas cosas, dentro de 20 años empezarán a cambiar las cosas: cuando yo me jubile.

    ResponderEliminar
  17. Gracias por comentar Erizo.

    Ernesto.

    También fui yo quien respondió a Mustelus.

    ResponderEliminar
  18. ah y encima El Director de la Policía dice que el clima de España hace "bastante penoso" y "no muy útil" llevar chaleco antibalas....

    Ya como el no patruya todos los dias en la calle...

    Con jefe como este mejor paso de todo, no vaya a ser que me acuse por friki por querer ir protegido.
    encima pagado por uno mismo. anda huevo....

    No sé si comparecerme yo de vosotros (de Policias) o de mi como ciudadanos de a pie, por tener gente tan corto de vista y de pensamiento...

    Ay señor señor
    ¿Qué te hemos hecho, pa merecer a esta panda?

    ResponderEliminar
  19. !Señor Ministro!, ha habido un incidente en Madrid con un inmigrante, hay seis policias heridos por arma blanca y de fuego.
    "Ministro"- No jodas, como esta el inmigrante.
    Bien Señor Ministro intacto.
    "Ministro"-menos mal, si le llegan a hacer algo haber como se lo explico yo a los indignados.Oyes mira haber si el origen de todo es culpa de los policias que me los cargo

    ResponderEliminar
  20. SIN COMENTARIOS. Gracias por ello anónimo.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  21. Bueno,bueno,bueno,lo primero desearles a los compañeros heridos en acto de servicio una pronta y total recuperación tanto física como psicológicamente.Esto pasa y seguirá pasando por varios motivos,para empezar los programas de entrenamiento son cuando menos del pleistoceno,como bien han comentado por aqui llevamos 20 años de retraso con el resto de Europa,seguimos con la puñetera divagación sobre la proporcinalidad,continuamos con las mismas cabezas pensantes huecas y descerebradas empeñadas en defender lo indefendible,los profesionales de la seguridad siguen con medios cuando menos ineficaces y opsoletos.

    En definitiva,las cosas no cambiarán mientras los políticos jueguen a policías y los policías (super jefes,jefecillos y lameculos)a políticos.

    Un Saludo y Buen Servicio.

    Cuidense amigos ahí fuera.

    TRAITI.

    ResponderEliminar
  22. Hola Ernesto y lectores. Lamentable lo sucedido, pero es la realidad del dia a dia en nuestra labor policial: no actuamos contundentemente (y me refiero claramente al uso de armas de fuego) debido a la falta de respaldo judicial. En la mayoria de estos casos los agentes moriran o resultaran heridos antes que empuñar su arma y hacer fuego por miedo lo que viene despues. Triste pero cierto.
    Os dejo este enlace con una actuacion de muy similares caracteristicas:
    http://videos-de-interes-policial.blogspot.com/2010/11/drop-knife-tira-el-cuchillo-al-suelo.html
    Un saludo de Mario (VIDEOS DE INTERES POLICIAL).

    ResponderEliminar
  23. Hola Mario: muchas gracias por el comentario. Mañana visionaré el vídeo.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  24. Lo primero decir que al nigeriano le han tenido que reimiplantar un dedo... Así que tan "indemne" no ha salido.

    Lo segundo, que los compañeros se recuperen lo antes posible y que la compañera pueda jurar el cargo, que se lo merece.

    Y por último, me reflexión que, poco más o menos, es la misma que la vuestra: TODO ESTO HA PASADO POR EL PUTO MIEDO A DISPARAR.

    Y culpa de la Escuela no es, porque de ahí, al menos yo, salí con las ideas MUY claras y más de cien veces nos dijeron que, ante una agresión armada, se deben usar las armas y NO PASA NADA...

    El problema es fuera, cuando sales... Cuando llegas a la plantilla y el veterano que lleva 20 años, hace 15 que no va a tiro y 19 que no se recicla y, por supuesto, jamás ha leído jurisprudencia ni nada que tenga que ver con su trabajo, empieza a meter miedo desde el primer día: "Si disparas te vas a la calle", "el arma está de adorno y no se te ocurra sacarla", etc. Y eso va haciendo mella en el nuevo que, con buen criterio, piensa que quien lleva 20 años de servicio, por fuerza algo sabrá.

    En cuanto a las fundas de dotación, yo pienso que son bastante complicado que se produzca el hurto. Yo he jugado con compañeros a intentarlo y, ni como el broche suelto, sale el arma con facilidad si no se tira en un ángulo muy preciso. Tanto la de la Star como la de la H&K, por cierto. Cierto es que muchos compañeros adquieren algunas "más cómodas" de cordura que son mucho más fáciles de sustraer...

    En el caso que nos ocupa, parece que, al menos a la compañera, se la han quitado de las manos, no de la cintura...

    Por último, el tema de los chalecos. Efectivamente, el del compañero que ha salvado la vida es suyo propio, pagado de su bolsillo... Vergonzoso, como poco.

    Ahora, estoy seguro que el día que los den de dotación los mismos que dicen que no se use el arma, lo dejan en la taquilla porque "pesa y da calor"...

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  25. Traiti, gracias por la aportación.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  26. Hola Ranger, pues mira, por donde, también le pasa cosas así a la policìa del estado,que aunque tienen su buen centro de formación, no es suficiente, necesitan formarse más en tema de operativa con armas y contra armas, y más defensa personal-policial, además de tener más picaresca, a la hora de actuar, sobre todo con un hombre de esa envergadura, de casi dos metros y más de cien kilos, que si encima , le añadimos tàcticas militares , ya no te cuento más.Al final es lo que yo siempre digo, tienes que ir a la Academia de Policía en Àvila, para que formes a los futuros agentes de policía, que ya , con tu experiencia en años de policía y militar, ya les tiene que ir más que sobrado en su formaciòn y desarrollo profesional.Pues nada, Ranger, me despido desde Telde-Gran canaria,
    sin antes gritar nuestro grito de guerra..."Viva la Leche Machanga",un fuerte abrazo y saludo.

    ResponderEliminar
  27. Estimado AguilaKen: aplaudo y agradezco tu comentario. Muy acertados y ciertos.

    Por otra parte, creo que el dedo amputado al nigeriano ha sido por autolesión en calabozos.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  28. Estimado CANARIÓN: ¡¡¡VIVA LA LECHE MACHANGA!!! Pero que rica que está.

    Agradezco tu comentario, pero en Ávila tienen muy buenos profesores, te lo aseguro. Lo que hay que cambiar es la mentalización de los alumnos, y dar otro carácter a la formación. En fin, es largo de explicar...

    Un abrazo.
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  29. Hola de nuevo,creo que hay otro factor que nadie a comentado y es el siguiente:EL CAMBIO DE ACTITUD DE LA SOCIEDAD,SOBRE TODO DE LOS MAS JOVENES Y LA FALTA DE RESPETO A LA AUTORIDAD(POLICIAS).

    Hace 20 años estas cosas pasaban,pero menos,asi como hace tiempo los Guardas Jurados fueron desprovistos de la categoria de autoridad(cosa con la que no estoy del todo de acuerdo),pues les esta pasando lo mismo a los agentes de los distintos Cuerpos de Seguridad,Estatales,Autonomicos y Locales,y es como digo la falta de respeto a la figura del policia,hace 30 años cuando un agente del CNP te pedia el DNI te recorria un sudor frio por la espalda que pá que(y sin haber hecho nada)solo era una identificacion rutinaria,pero hsbia un respeto a la figura del agente de policia.Hoy en dia por el contrario a la mayoria de los niñatos,sin contar con el tema de la inmigracion(que esta es otra)de los dieciocho a veintitantos casi se cachondean ó cuando menos les vacilan a los agentes cuando estos les piden la documentacio.
    Dicen que vivimos en un estado de Derecho,la mayoria de estos niñatos viven en un Estado de livertinaje donde todo vale y nunca hay consecuencias de sus aptos,estos niñatos el dia de mañana ocuparan nuestro sitio en esta nuestra sociedad(QUE DIOS NOS PILLE CONFESADOS),estos jovenes seran el futuro de nuestro Pais,ABOGADOS,POLICIAS,MAGISTRADOS,(VAMOS APAÑADOS)resumiendo que podemos esperar cuando se estan perdiendo los Valores mas basicos,Educacion,Respeto,Honor,Etica y Moralidad,bajo mi humilde opinion nunca se deberia haber quitado el Servicio Militar Obligatorio,el que no tenia alguna de estas cualidades,durante la mili las asumia y hacian de los niñatos Honbres de probecho,en fin que vamos cuesta abajo y sin frenos.

    Un Saludo y Buen Sevicio.

    TRAITI.

    ResponderEliminar
  30. Gracias por tu comentario Traiti, pero de todos modos habría que precisar o contextualizar más algunos extremos del mismo.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  31. Vaya hombre, por fin encontramos el culpable de los desastres de la Policía “los veteranos que llevan 20 años de servicio”. Según Águila kent:
    Acaso el veterano tiene la culpa de que la gente no limpie su arma.
    Tiene la culpa de que nunca hagas un ejercicio de desenfunde en tu casa y nunca encares delante de un espejo.
    El veterano es culpable de que a pesar de haberte enseñado la existencia de páginas Web muy buenas para ver lo relacionado con la profesión, tú solo sepas estar chateando o mirando páginas de móviles.
    El veterano es culpable de que a pesar de llevar tú dos días en el cuerpo no hayas vuelto a mirar el CP o materias de estudio propias de tú profesión.
    El veterano es culpable de que tú no hagas caso de las medidas de seguridad que te explica y de las que tú te ríes.
    Hace dos servicios vi a dos compañeros identificando a los ocupantes de un vehículo, concretamente a cuatro colombianos, el veterano con dos años de servicio y el policía en prácticas que le acompañaba estaban los dos a la altura de la ventanilla del conductor a menos de medio metro del automóvil. Bien, pare mi coche y me dirigí al de prácticas poniéndole la mano en el vientre y empujándole para separarle de su compañero diciéndole que la distancia le daba la vida su respuesta fue cojonuda: ¿Estás trabajando ¿a modo de reproche y mirándome de mala manera, continuando receloso el resto de la noche. Como coños se os va a decir algo si nunca he visto gente tan soberbia y creída.
    He tenido muchos compañeros alumnos a los que siempre les he explicado lo que a mi modo de ver es la calle y les he matizado que de lo dicho cojan lo que les valga y lo que no lo tiren pero que al final tendrán que ser ellos los que se hagan policías. Claro que lo cómodo es escuchar al vago y unirte con entusiasmo a su causa porque unirte el que trabaja y te dice como hacer las cosas medio decentemente cansa mucho.Un saludo.Jose Moreno

    ResponderEliminar
  32. Buenos comentarios, frases y reflexiones. Gracias Moreno.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  33. Puede que tengas razon Ernesto,y seguramente la tendras,pero solo digo lo que pienso,que este en lo cierto o no es otra cuestion,como digo en el comentario es mi humilde opinion.

    Un Saludo y Buen Servicio.

    TRAITI.

    ResponderEliminar
  34. Estimado Moreno:

    Yo no hablo de todos los veteranos, me pareció que la cosa estaba clara pero, por si acaso, lo puntualizo.

    El veterano, por el hecho de serlo, tiene un gran caudal de conocimientos proporcionados por la experiencia que no hay que despreciar. Al contrario. Desde el primer día, intenté absorber como una esponja todas las buenas enseñanzas. Recuerdo a un subinspector en mi primer destino del que aprendí mucho... y no tanto por lo que contaba como por lo que le veía hacer. Lo mismo con varios otros compañeros a medida que iban pasando mis años en el Cuerpo. Poco a poco me encuentro con que también voy aprendiendo cosas de los nuevos.

    Pero yo me refiero a otro tipo de veteranos, y Ernesto ha hablado mucho de ese tipo de policía en este mismo blog. Y te pongo un ejemplo concreto:

    El primer "compañero" con el que topé en prácticas, gordo como un tonel, se dedicaba a hacer "la ronda"... es decir, a beber un vino en cada bar de su distrito. Naturalmente, amenazándome muchas veces para que no se lo contara a los jefes... No sé qué pretendía ocultar, porque los jefes ya me lo habían advertido al ponerme con él... pero era el nuevo y me había tocado la china.

    Además de su alcoholismo, todo le parecía mal. Si los ciudadanos le requerían, que ya le estaban jodiendo. Si no le requerían, que algo malo tramaban. Si los de paisano pasaban unas filiaciones, que es muy fácil trabajar sin uniforme, si no las pasaban, que seguro que estaban bebiendo en algún bar (como él, supongo...)

    Te puedo poner otros ejemplos de compañeros que siempre están "en el otro lado del distrito" cuando llega la llamada de Sala u otras cosas que prefiero no comentar en un blog público. Afortunadamente, son los menos.

    Uno sale de Ávila con mucha teoría en la cabeza y nada de práctica (lógico) y topa con un veterano DE ESOS (no como el subinspector que te decía al principio o los compañeros de cierto turno de Madrid) y le llenan la cabeza de historias (falsas o, al menos, tergiversadas), sobre desprotección penal, armas siempre en la taquilla, etc...

    A eso me refiero. Que yo ya entro en la categoría de "veterano", aunque solo lleve 10 años en el Cuerpo...

    ResponderEliminar
  35. Gracias por puntualizar AguilaKent, seguro que Moreno ya comprende por donde iban "tus tiros...".

    Ernesto.

    PD.- seguramente Moreno es como ese subinspector: de él podremos aprender cosas siempre positivas.

    ResponderEliminar
  36. Arturo M.R., "Nube Negra"19 de septiembre de 2011, 16:28

    Quizás os estéis empecinando en traspasar la culpa al veterano que está demsiado quemado de la calle y no enseña o aporta nada al novato; o quizás la culpa es del CNP que no proporciona chalecos; o quizás la culpa es de la formación académica (fallos de base); etc.

    Quizás muchos problemas son solucionables por uno mismo: ¿no me dan chaleco? pues me lo compro que mi culo es el que está en juego (yo me compre una funda cuando me dieron algo poco aconsejable). Apostad por vuestra autoformación, que estáis invirtiendo en vuestra seguridad personal. Seguro que sabéis que lo que os han enseñado en el centro de formación es lo mínimo, es el principio de vuestra evolución. En la mayor parte de las Unidades de este pais (policiales y militares) la formación es muy limitada como norma. O no es la apropiada. A lo mejor, es inexistente.

    Sólo recordad una cosa: el culo es vuestro y de vuestra familia. Por la mala formación y la dejadez sería una pena no seguir viéndola.

    Quizás la mayor lección que ha recibido la compañero y los compañeros sea esa: sobrevivir y disponer de una segunda oportunidad para que no les vuelva a pasar a ellos y a sus parejas en el futuro.

    Vigilad y cuidaros donde os halléis. Un saludo.

    ResponderEliminar
  37. Gracias amigo Nube Negra. Comparto tu comentario en gran parte. Pero personalmente no suelo descargar las culpas, como norma general, sobre los veteranos: ¡cada vez entran gente nueva peor que algunos de los peores veteranos...!

    GRACIAS AMIGO.
    Ernesto

    ResponderEliminar
  38. Compañero Ernesto, solamente comentarte que comparto plenamente el comentario de "Nube negra", cuantas veces les habre explicado a mis compañeros que no me gasto el dinero en "gilipolleces" como ellos dicen ( gilipolleces tales como funda antihurto , guantes anticorte etc, etc) que lo que hago es invertir en "mi", en mi propia seguridad y en asegurarme de volver entero a mi casa al terminar el servicio.
    En cuanto a lo que comentas de las nuevas promociones solo quisiera hacerte un apunte, hace tiempo lei que un policia suele tardar sobre unos diez años en comenzar a sufrir el sindrome del "burn out", por estos lares es estar quemado de toda la vida de Dios, pero bueno parece que hasta eso esta baremado pues bien eso podria aplicarse, segun mi opinion, a policias que entraron hace unos diez o quince años, los compañeros que estan entrando ultimamente son un "poquito menos resistentes".
    Boton de muestra, compañero que no lleva "ni un año trabajando" ya va comentando que este trabajo es una mie... y que el no quiere saber nada de nada, a el que le paguen por venir y punto.
    Para nuestra desgracia no es un caso aislado, comentando con compañeros de promocion que trabajan en otras plantillas comentan casos muy parecidos y es que la gente joven lo del espiritu de sacrificio como que no va con ellos.
    Pero bueno es lo que hay, como dice un amigo mio, mas adelante veremos mas.

    CARLOS.

    Un saludo.




    Un saludo.

    ResponderEliminar
  39. Hola Ernesto, en primer lugar, enhorabuena por el articulo, impecable como siempre. Como ya leía mas arriba, hay mucho miedo a sacar el arma en un enfrentamiento, sobre todo entre los policias en practicas, y lo se porque mi hermano es de la ultima promocion de la Policia Nacional y me cuenta que ya desde la Academia les dicen que sacar el arma es un problema, que si no van a jurar el cargo, que se anden con cuidado...y cosas asi. Esto hace que muchos de sus compañeros hayan optado por distritos mas "tranquilos" (El barrio de Salamanca en lugar del distrito de Villaverde, ambos en Madrid), pensando equivocadamente que asi van a evitar este tipo de enfrentamientos, en lugar de buscarle la solución en los diferentes cursos de formación.
    Por suerte mi hermano me sigue haciendo caso y no me canso de decirle que lo que ha aprendido en la academia no sirve de nada, que busque cursos fuera, aunque no se los subvencionen.

    Bueno, no me enrollo mas. Te mando un saludo desde Alicante, Ernesto y seguire leyendo tu blog y los artículos del periódico Armas.

    Alberto (Sgto de Infanteria)

    ResponderEliminar
  40. Estimado Alberto, creo que nos conocimos en Alpedrete, ¿verdad? Gracias por seguir mis artículos, y por tus palabras.

    Mira, no es que lo que les enseñan en Ávila no sirva para nada, servir sí que sirve…pero poco. Y otra cosa, para que así nadie se sienta ofendido, eso pasa en todas o casi todas las academias policías, y precisamente la del CNP NO es la que peor formación ofrece en esto: LAS HAY MUCHO, PERO QUE MUCHO PEORES.

    La verdad es que la enseñanza es escueta como norma general, pero también es verdad otra cosa: depende un poco, o un mucho, del profe que te toque. En mis manos se han puesto agentes de CNP que han tenido una muy variada enseñanza dentro de una misma promoción. Todo ha dependido del profe. A unos les decían lo que a tu hermano, y a otros les recomendaban el uso del cartucho en recámara con el arma en doble acción o condición dos: “profes progres y conservadores…”

    Un abrazo amigo.
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  41. Hola Carlos: sí que es verdad, muchos jóvenes parece que ya llegan sin ganas de nada y pasando de todo incluso antes de empezar… Como tú dices, es lo que hay.

    Mi opinión es que es cosa de la sociedad: las FYCS se nutren de los jóvenes que conforman la sociedad, y ésta –la sociedad-, está muy sucia (valga el juego de palabras). Si cada vez hay gente con menos espíritu en la sociedad, y jóvenes con menos y perores principios y valores…de ahí es de donde saldrán quienes conformen y nutran a las FYCS: cuestión de probabilidades y números.

    ES LO QUE HAY.

    Ernesto

    ResponderEliminar
  42. Estoy de acuerdo con Nube Negra, siempre he defendido que la responsabilidad de lo que pensamos, creemos, decimos, hacemos... es tan solo nuestra. La formación buena vale dinero y has de invertir tiempo, pero... hay alguien que te prohiba adquirirla más allá del esfuerzo económico y mental? yo creo que NO.
    No estar preparado no es culpa del compañero, del jefe, del ministro... sino exclusivamente de nosotros mismos.
    Perico

    ResponderEliminar
  43. Ernesto, decirte que el articulo en tu línea (chapó), se puede decir mas alto pero no mas claro. Llevo para 20 años en ésta Empres (alguno mas en el sector "de los buenos" jejeje) y todavía a día de hoy sigo aprendiendo, practicando, metiendo la pata, volviendo a practicar....gracias a gente como tú y como Cecilio cada día que sale me motiva mas para seguir en éste trabajo que escogí. Un abrazo. Fdo.: Santiago Cierra

    ResponderEliminar
  44. Estimado amigo "al norte": UN PLACER RECIBIR NOTICIAS TUYAS.

    Gracias.
    Ernesto

    ResponderEliminar
  45. Más datos sobre los detalles del tiroteo:
    http://www.ideal.es/granada/v/20110920/granada/pedirle-segunda-documentacion-tiro-20110920.html

    Me alegro de que los compañeros parezcan estar mejor.

    ResponderEliminar
  46. Gracias por el link amigo Águila: NO TIENE DESPERDICIO.

    Por suerte, y eso es lo que más importa, todos los policías heridos sanarán. Menos mal que algo ha salido bien.

    Los comentarios son tristes y desafortunados. Una pena. Esto va de mal a peor: les darán una medalla por no matar al quien los estaba intentando matar….¡TIENE COJONES LA COSA!

    Vamos a ver, esos policías –todos- merecen una medalla: salieron vivos de un grave atentado (tres en realidad), pero la medalla que sea por eso, por el sufrimiento, y NO POR CAER EL BUENISMO QUE PROMUEVEN DETERMINADOS SECTORES… Desde ahora, y gracias a estos comentarios “de buena gente” que hace el periodista, si un policía mata o hiere a quien está matando…SERÁ UN MAL POLI: has de dejarte matar un poco y no disparar tu arma aunque la situación vital y jurídica inviten a otra cosa. PAÍS DE LOCOS.

    Sobre las palabras que manifiesta el compañero, si es que son textuales –nuca hay que tomar al pie de la letra lo que diga la prensa-, ÉL LO HA DICHO TODO y no voy a comentar más…

    Gracias Águila.
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  47. Vivimos en una sociedad compleja, muy compleja, que necesita contar con mecanismos de respuesta eficaces ante determinados ataques. La seguridad es un bien muy preciado que hace aguas por cualquier parte y nosotros formamos parte de esos mecanismos de respuesta, somos el primer mecanismo de respuesta. Y para ser eficientes en ese trabajo deberíamos contar con la mejor formación posible, en todos los aspectos, no solo en el aspecto reactivo-defensivo (físico). Por desgracia, eso no es así. Las academias y escuelas de policía españolas juegan un papel excesivamente discreto en todo esto. Tengo la impresión de que con dar alguna que otra pincelada académica tienen más que de sobra. En algunas escuelas los brochazos son más gruesos que en otras, pero no dejan de ser meras pinceladas y, además, todo empaquetado, dificil de digerir. Pero se cubre el expediente, que es en definitiva lo que importa.
    Siempre he creido que la policía es, entre otras muchas cosas, un operador jurídico, como lo son jueces, fiscales, abogados, forenses, peritos, etc. Pero si os dáis cuenta, somos el operador jurídico más débil de todo el sistema. Todos los demás operadores cuentan, al menos en teoría, con formación suficiente para jugar ese papel. O son licenciados en derecho, o son médicos, o son ingenieros. Sin embargo a nosotros solo se nos pide que tengamos un graduado escolar o en el mejor de los casos un bachiller y unas cuantas pinceladas en una academia/escuela después de haber superado unas anodinas oposiciones. Ya se que el título no garantiza nada. Tampoco quiero caer en la titulitis, pero siempre se nos va a exigir que nuestras intervenciones sean jurídicamente "perfectas" (además se supone que tambien se nos deseará que volvamos a casa enteros). Se nos exige perfección jurídica en nuestro hacer cotidiano, en todos nuestros movimientos, y se nos va a exigir que, además, demos ejemplo. Se nos exige que actuemos rápidamente, sin demora, que seamos eficaces, que no nos saltemos ni un ápice la legalidad y que seamos pulcros, impolutos y todo un ejemplo para el resto de la sociedad. Después todos nos sentaremos en una mesa a discutir y valorar si nuestro comportamiento y nuestra intervención se ha ajustado totalmente a esas exigencias. Y lo discutiremos casi de tú a tú. Aparentemente con las mismas armas, pero las nuestras (nuestra formación) dificilmente van a poder estar a la altura de las del resto de operadores. Y a pesar de todo ello ahí estamos, cumpliendo con nuestro trabajo.
    Con todo este rollo solo quería decir que mientras carezcamos de la "carrera profesional" esto va a segur así, un desastre, que sólo se salva y se salvará por el interés y tesón de la mayoría de los que trabajamos para esta empresa.

    ResponderEliminar
  48. Gracias por tu amplio y razonado comentario Boiso.

    A ver si te veo ya la semana próxima, esta se ha ido con demasiado tiempo ocupado.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  49. (1/2) Bueno, después de leer toooooodos los cometarios, que algunos son verdaderas joyas literarias, voy a decir lo primero que me vino a la cabeza cuando me enteré de la noticia, pese a que algunos les vaya a sonar “raro” y caigan en la malinterpretación, pero luego desarrollare ese pensamiento: ME ALEGRO QUE HAYA PASADO.

    ¿Por qué me alegro? Me alegro, en primer lugar y como no, que ninguno de l@s compañer@s involucrad@s en semejante incidente no haya resultado “KIA” y no son las siglas de la marca de coches, para los que no sabéis lo que significa, que algun@s se que lo sabéis, son las siglas en inglés de “Killed In Action” (Muert@ en acción/servicio) pero si con lesiones de consideración, o al menos, potencialmente mortales. Y me alegro que se vayan recuperando de las heridas, tanto físicas como psíquicas que a un@ le pueda dejar un incidente como éste.

    Me alegro, ya que semejante incidente hará que cambie mucho la forma de actuar de much@s policías, que se le caiga la venda de los ojos, que extrememos las mediadas de seguridad y que por ende, esta noticia no se vuelva cotidiana y con mayor repercusión mediática y peores consecuencias, pues a la vista de la ciudadanía, ellos “pagan” sus impuestos para que nosotr@s les protejamos, para dotarnos de medios y de la adecuada formación que se nos supone, y que si no se está dentro del Cuerpo, o eres familiar directo, desconocen que es muchos casos es nula, y en el mejor de ellos, mala, y que en estos casos, hace que quedemos un poco “ridiculizad@s” ante la sociedad, pues seguro que habréis oído cometarios soeces como: “Si estos son los que nos tienen que proteger, apañaos vamos”

    --
    "Ante ferit quam flamma micet"
    "Hiere antes de que prenda la llama"

    ResponderEliminar
  50. (2/2) Me alegro ya que, al igual que en desgracias mayores como el accidente del avión en Madrid o los salvajes acontecimientos del 11-S, la seguridad a la hora de viajar en avión se incrementaron un 739%. Cuando un Autobús padecía un vuelco y morían personas, se ponen a trabajar/pensar la manera de poner barras anti-vuelco, interiores móviles, ABS, EDS, ASR, etc, y sucede al igual que los aviones. Por eso me alegro, porque espero que a partir de ahora, muchos Ayuntamientos y el Ministerio del Interior, se replanteen seriamente el dotar a todas las FF.CC.SS. con fundas anti-hurto y mayores medios técnicos, ya que si tanto les preocupa que no “neutralicemos las amenazas” que nos doten de armas “less lethal” como Taser, o que mejoren en los planes de adiestramiento de sus plantillas y unidades a la Realidad 1, tomando como ejemplo este incidente y realizando ejercicios con el “Shock Knive” para tomar conciencia de lo que significa enfrentarse a un individuo con un arma blanca, que si encima esta “ducho” en blandir este tipo de armas, nada tiene que envidiar a un arma de fuego, y es más, yo incluso afirmaría que a corta distancia, resulta mucho más letal una buena hoja afilada que una bala.

    Y por último, me alegro ya que noticias como estas, y una vez publicadas por Ernesto en su Blog, hacen que despertemos del letargo y que, a diferencia de los 5/10 comentarios de otras entradas, igualmente interesantes o más si cabe, seamos capaces de hacer tantos comentarios, ya que de ellos podremos sacar conclusiones interesantes y válidas para transportarlas a todos aquellos que están vivos por “Gracia Divina”, ya que si no pasa más a menudo estas cosas, es porque estoy convencido que les cubren un halo de Ángeles Custodios que hacen que otros tengamos que patrullar sin ellos a nuestro lado, ya que están muy ocupados con el resto ;)

    Al igual que Carlos, he tenido que soportar a más de un@ de mis compañer@s, cuando me ven el cinto “lleno” de cosas pagadas por mi, oírles decir que: “A cualquier hora… Si no me lo dan… No me gasto un duro… ¿80 €, pero tú estas loco?... ¿Dónde vas con 3 cargadores, Rambo?... y mas de los que ya habréis oído algun@, pero bueno ¿Qué se le va a hacer? Espero no tener que decirle nunca a nadie… ¡¡¡TE LO DIJE!!!

    Me despido, como siempre con mi “firma”, a la que espero que hagamos honor el día que nos vaya a hacer falta realmente. Un saludo a tod@s.

    --
    "Ante ferit quam flamma micet"
    "Hiere antes de que prenda la llama"

    ResponderEliminar
  51. Estimado JOSMA: gracias por tan amplio y razonado comentario.

    Ernesto.

    ResponderEliminar
  52. Totalmente de acuerdo con el comentario del Compañero JOSMA,haber si las administraciones publicas despiertan del letargo anodino en el que se encuentran y reaccionan ante la abrumadora realidad.

    Un Saludo y Buen Servicio.

    TRAITI.

    ResponderEliminar
  53. Con tu permiso Ernesto, solo queria hacer un comentario sobre lo que dice el compañero Josma.
    Siento decirte compañero que para nuestra desgracia no esperes grandes cambios en casi nada, ni a nivel formativo, ni a nivel judicial ( que los jueces fueran conscientes de la peligrosidad de un arma blanca ) y mucho menos a nivel de concienciacion de la inmensa mayoria de los compañeros.
    Lo razonaba en una entrada anterior, mas alla del momento en el que suceden los hechos y quitando a los directamente afectados y aquellos mas cercanos a estos, la mayoria de POLICIAS tiende a pensar que cosas asi a ellos no le van a pasar nunca, somos asi de "NEGAOS", no se porque, pero es asi.
    Yo, como tu imagino, no me canso de repetir a los compañeros ( bien es verdad que cada vez menos) que este trabajo no es una ciencia exacta, y que lo que no pasa en diez años , puede pasar en diez minutos y te aseguro por experiencia propia que diez minutos se te pueden hacer muy largos ( de ello el compañero Ernesto me imagino que puede dar fe mas que sobrada).
    Pero ni por esas, dice un refran que "nadie escarmienta en cabeza ajena", ese es el misterio, nos creemos que las cosas siempre les pasan a otros y somos tan tontos que ni siquiera contemplamos la posibilidad de que un dia seamos nosotros los protagonistas de la noticia y si lo somos, mala señal, significara que estaremos heridos o muertos, lo cual, en el primer caso tendra solucion pero en el segundo ya sera tarde.
    En mi opinion, para que este "negocio" funcionara hace falta un cambio profundo de mentalidad y no solo a niveles de politicos y jefes policiales sino y sobre todo de los propios policias que son los que estan " a pie de obra " y son los que mas se juegan en este partido.
    El tiempo nos lo va a ir mostrando ,ya veremos.
    CARLOS.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  54. Estimado Carlos, aludes al refranero español al igual que hago yo en multitud de ocasiones, y es que: "Cien refranes, cien verdades" pero en el comentario digo que: "...espero que a partir de ahora..." por lo que: "La esperanza hace que agite el naufrago sus brazos en medio de las aguas, aún cuando no vea tierra por ningún lado"

    Como tú dices, se que cambiar algo es difícil, muy difícil, pero no imposible: "El que no camina no se cae, pero tampoco llega a ningún lado, en cambio el que se cae es por que va caminando

    cambia tú, intenta cambiar al que se lo merece, al que escucha, al que quiere aprender, al que está a tu lado, ya que: "El cambio es mi meta, el estancamiento mi muerte" y siempre pongo el mismo ejemplo, aprendido de un gran instructor: La leona en la sabana, cuando tiene hambre y sale a cazar, se acerca a sus presas, una manada de cebras, se agazapa, observa, y entre todas ellas ve a una que cojea ¿A quien creéis que se comió la leona? No seas una cebra coja, se una cebra más en medio de la manada, pero no demuestres tu habilidad ni tu debilidad, ese será tu pase para la supervivencia.

    Un saludo a tod@s.

    "EL SER POLICIA ES UN DON, YA QUE PODEMOS RESOLVER UN PROBLEMA EN MINUTOS, COSA QUE QUIZAS A UN ABOGADO*, LE LLEVARÍA MESES"

    * Dónde dice Abogado, dígase cualquier otra profesión, mando o cargo.
    --
    "Ante ferit quam flamma micet"
    "Hiere antes de que prenda la llama"

    ResponderEliminar
  55. Gracias por tu comentario Carlos. Efectivamente: el tiempo se hace eterno y yo viví los segundos más interminables de mi viva (calculo 4 segundos). Todo se sentía, veía y vivía a “cámara lenta”

    Josma, gran comentario también el tuyo. GRACIAS.

    Ernesto Pérez Vera

    ResponderEliminar
  56. Con tu permiso Ernesto, compañero Josma me parece un magnifico ejemplo el de la leona y la cebra e intentare aplicarme el cuento.
    En nuestro trabajo, seguro que tu lo sabes como tambien lo sabe Ernesto, tan malo es destacar por exceso como por defecto (si no te pilla el toro a la ida te pilla a la vuelta)y no solo me refiero a nivel interno, que de eso creo yo, ya estamos curados de espantos, me refiero al nivel de la calle, a cuando interactuamos con el personal.
    Cuando tratamos con personas normales basta con que tu actitud sea profesional, que no es poco, y generalmente saldras con bien. (Esto como casi todo es relativo pues todos sabemos que cualquier actuacion puede complicarse en cuestion de segundos),pero cuando nuestro "cliente", ya digo, no es del gremio de los malos, generalmente podremos hacernos con el.
    El problema viene cuando tratamos con malos de verdad, entonces ya es otro cantar.
    Dice un compañero, que como policias que somos, llegamos a desarrollar un sentido que nos avisa del peligro en determinadas ocasiones y que cuando nos "olemos" que algo va mal es porque realmente, algo va mal.
    Pero el problema es que los malos tambien desarrollan ese sentido ( por eso son los malos)y cuando ellos interactuan con nosotros tambien se dan cuenta de tus carencias o de tus posibilidades, ( son malos pero no son gilipollas) y al igual que hacemos nosotros cuando evaluamos una actuacion y pensamos si todo va como debiera , ellos tambien nos evaluan y sopesan las posibilidades que creen tener si nos la lian y si pueden salir con bien de ello.
    Por ello, es tan importante nuestra actitud como policias, una actitud relajada o directamente de "paso de todo,esto me la suda" puede resultar bastante perjudicial para nosotros, ( la nariz de un compañero mio que se llevo un cabezazo es buena muestra de ello).
    Por ello y como le ocurria a la mujer del Cesar, que aparte de ser debia parecer, intentemos ser profesionales (que seria lo ideal) y si no al menos intentemos parecerlo, que seguro que nos ahorrara mas de un revolcon.

    CARLOS.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  57. Estimado Carlos.

    Me encanta este párrafo tuyo en el comentario anterior: “Pero el problema es que los malos también desarrollan ese sentido ( por eso son los malos)y cuando ellos interactúan con nosotros también se dan cuenta de tus carencias o de tus posibilidades, ( son malos pero no son gilipollas) y al igual que hacemos nosotros cuando evaluamos una actuación y pensamos si todo va como debiera , ellos también nos evalúan y sopesan las posibilidades que creen tener si nos la lían y si pueden salir con bien de ello.”

    Eso es un OODA en toda regla…
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  58. Curso de Supervivencia Policial

    El principal problema que hay en España es la formación sobre el uso de las armas de fuego por parte de los miembros de las FCS, ya que si bien se les dota de la más variedad armas de fuego, tanto cortas como largas, se les enseña a usarlas con seguridad, solventar interrupciones, tenerlas en estado óptimo por si tienen que ser usadas, y un largo etc. NO se les proporciona la formación necesaria para su empleo tal y como exige la legislación vigente, dejando a merced del policía, de sus conocimientos y de sus experiencias vividas, que sea capaz en décimas de segundo de tomar una decisión sobre usar su arma o no sabiendo las consecuencias legales que posteriormente tendrá.

    Es algo incongruente, que la propia administración no te proporciona esa formación adecuada cuando está obligada a ello y es la misma administración, en este caso Justicia, quien le va juzgar por dicha actuación. Qué grado de responsabilidad tendrán entonces la administración si uno de sus trabajadores, policía/militar, en el ejercicio de sus funciones, creyendo el como persona que actúa bien, realiza una mala praxis con su arma de fuego, porque no es juzgada la administración, ella es la primera que está infringiendo la normas que luego nos exige cumplir a nosotros.

    Como apunte a mi visión, voy a dejar tres artículos de dos normas que España como miembro de la UE tiene que acatar sobre la formación de sus FCS.

    - Declaración sobre la Policía, resolución 690 de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (1979). Art.13: Es necesario da a los funcionarios de policía instrucciones CLARAS Y PRECISAS sobre la manera y circunstancias en las cuales debe hacer uso de sus armas.

    - Código Europeo de Ética de la Policía, del Comité de Ministros del Consejo de Europa (2001). Art.29: Deberán estar incluidos en los planes de formación policial de todos los niveles, la instrucción práctica en el uso de la fuerza, basados en los principios de los derechos humanos.

    - Orden del Ministerio de Interior de 30 de Septiembre de 1981. Art.19: Los miembros de las FCS recibirán permanentemente una formación y preparación profesional que garantice el mejor cumplimiento de sus deberes fundamentales así como una enseña apropiada en materia de derechos humanos.

    Como hemos visto, ya por el año 1979 se hablaba de instrucciones CLARAS Y PRECISAS a la hora de usar el arma de fuego, porque todavía en la actualidad no hay ninguna norma que regule su actuación, todo se deja a valoración del policía y después, valoración del de la Toga, que tendrá otra visión completamente diferente al del agente.

    Al fin y al cabo, eso compañeros heridos durante la intervención, no son nada más que el fiel reflejo de cómo funciona la comunidad policial, no toda en su conjunto, pero si la inmensa mayoría, cohibida por el miedo a la actuación con armas de fuego, al reproche judicial y al de sus jefes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sánchez, tengo que discrepar contigo en algo. Pienso que eres demasiado generoso al decir que los agentes de las FYCS son instruidos en la resolución de las interrupciones (encasquillamientos). Sé que no es así, pues que sé que muchos ni tan siquiera son enseñados a desarmas sus armas. Sí, lo sé, me dirás que tú has sido bien adiestrado en esto, pero posiblemente tú no seas el 100% de las FYCS.

      Hoy me decía un instructor de una fuerza estatal que ahora le están dando un poco de tiempo para enseñar un poco de algo durante las tiradas anuales de su plantilla. Me ha dicho que hay gente que tarda varios segundos en localizar el retén del cargador y la palanca de retenida. Incluso me ha contado que algunos ponen el seguro cuando hay que quitarlo y que lo quitan cuando hay que ponerlo. Y sabes una cosa, sé que es totalmente cierto porque yo he instruido a muchos tíos así.

      Eliminar
    2. Doy fé de ello. El personal (en general hablo, dentro de lo que toco que es FFCCSE), se desconoce mucho sobre las manipulaciones más básicas. Sobre resolución de interrupciones y cambios de cargador, este año haciendo malabares con el tiempo disponible lo vamos metiendo, ¡¡pero no viene en el temario a impartir!!

      Eliminar
    3. Gracias por admitirlo, Cristian. A veces me escriben insultándome por decirlo. Además de llamarme embustero e incompetente, se acuerdan de mis antepasados. Lo único que admito es mi poca competencia.

      Eliminar
    4. No cuesta admitir lo que es una realidad. Unos por puro ego, otros por no saber que no saben, no admiten que estas afirmaciones son reales. Yo estaba hace unos años en ese grupo, en el de los incompetentes inconscientes. Lo poco que sé a dia de hoy es gracias a lo adquirido fuera de la empresa, explorando, como casi todos. Creo que por dentroden la empresa solo acceden a una excelente calidad en materia de enfrentamientos los miembros de UEI, GEO, GOES, GIE, etc, una abrumadora minoría. Un saludo,

      Eliminar
  59. "Del curso de supervivencia policial"

    Con los comentarios bien se podía escribir un buen libro. No solo por la cantidad, sobre todo por la calidad.
    Esto sucedió en una ciudad con un nº considerable de patrullas crecanas entre sí para darse apoyo.
    No quiero saber el desenlace si los hechos hubieran tenido lugar en un pueblo más aislado con una sola patrulla. En tu libro "En la linea de fuego" quedan retratadas varias historias reales parecidas a la narrada en el artículo, con desenlaces muy caóticos. Estas situaciones (me refiero a la escasa intruccion y material inadecuado) no solo son preocupantes para los Agentes, sino que esto también representa un serio peligro para el ciudadano al que se supone que debemos proteger.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  60. Llevas razón Ernesto en tu comentario, eso es asi tal y como lo cuentas. Se ve que me he expresado mal, no queria transmitir esa idea, me referia al tema de que en algunos Cuerpos de Seguridad si que es cierto que cada dia se va mejorando en la formacion, muy despacio, pero por lo menos ya vamos en el camino, pero lo que sigo sin entender, es que habiendo normas juridicas que obliguen al Estado a proporcionar una formacion correcta en el uso de las armas y no se haga nada de eso,ni nadie lo ha denunciado, ni organismo, ni los Famosos Sindicatos, es una puta verguenza.

    ResponderEliminar
  61. Del curso de supervivencia policial
    Este tipo de sucesos, ocurren mas frecuentemente de lo que quisiéramos. Nos alarmamos e indignamos, culpamos a todo el mundo menos a nosotros mismos, despotricamos del primero que creamos culpable, resolvemos la intervención de mil formas distintas y a cual mejor, pero.....
    ¿pasados 20 días que?
    ¿quien se acuerda de lo ocurrido?
    La mayoría vuelve a su burbuja de seguridad infranqueable. El mundo vuelve a ser seguro. No nos atrevemos a aceptar que estamos en un mundo hostil y todo nuestro bienestar esta protegido por una seguridad muy desnutrida
    ¿Donde quedo todo aquello que dijimos?, esas proposiciones para mejorar nuestra autoprotección y que no nos ocurra lo que le paso a los compañeros.

    Hoy día tenemos un problema mucho mayor y que genera mucha mayor alarma social. Cada 6 meses tenemos un atentado de origen islamista radical y volvemos a repetir el ciclo una y otra vez.

    Maduremos de una vez.

    ResponderEliminar
  62. “Del Curso de Supervivencia Policial”

    Leyendo los diferentes comentarios que en su día hicieron los compañeros, me sorprende que todavía se siga intentando culpabilizar de cosas como la ocurrida en aquel parque del distrito de Hortaleza, exclusivamente a la formación que puedan impartir en una u otra escuela o Academia en materia de tiro. No es que yo opine lo contrario respecto a si dicha formación es o no del todo adecuada a la realidad del enfrentamiento armado; No, es que, aunque las clases hubieran estado dirigidas por el mismo Chris Costa (que creo que de esto sabe un poco) en dicha Academia de Ávila, no serviría casi de nada si después no le dedico tiempo a la disciplina del tiro policial, es decir, si no paso unas cuantas, pero unas cuantas horas al año en la galería de tiro poniendo en práctica los conocimientos adquiridos en dicha formación previa. A este respecto, resulta curioso que en la mayoría de actividades, deportivas o lúdicas, para estar fino tienes que entrenar, y mucho –a nadie se le ocurre presentarse a la oposición sin dar unas cuantas vueltas a la pista de atletismo antes de pasar el 2000 mts.-.
    Sin embargo, parece que con el tiro, con disparar 100 cartuchos al año y apuntarme a un par de cursos, ya voy a estar facultado para ser efectivo en concentrarle 4 tiros en el pecho y con ello parar la amenaza, a un bragao que, cuchillo jamonero en mano, se dirige a por mí como si de un combate medieval se tratara. Creo que no, que tal extremo implica quemar bastante munición, toda vez que practicar horas y horas en seco, claro está, desde la perspectiva del enfrentamiento armado real y de la empírica fisiología de tal enfrentamiento.

    No disculpo en absoluto a los malos formadores, es más, me jode en demasía que se mercadee con las vidas ajenas a costa de la habida ignorancia. Pero si bien, creo que el primer y mayor responsable de las carencias, es el propio actuante.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pillado, gracias por tu comentario. Por cierto, excesivamente generoso te veo con esos presuntos 100 disparos anuales.

      Eliminar
    2. Efectivamente...he dicho 100 disparos de media por no deprimirnos más...

      Eliminar
  63. "DEL CURSO DE SUPERVIVENCIA POLICIAL"

    Tal y como dice el compañero, tendemos a olvidar rápidamente los sucesos ocurridos para volver a nuestra "zona de confort", lo cual es un error. Podemos quejarnos de que se proporciona poco material y además desfasado, que se recibe poca instrucción, y un largo etcétera, y sería cierto. Pero hay algo que depende única y exclusivamente de nosotros, el mantenernos siempre alerta, sobre todo en el desempeño de las funciones de agente de !a autoridad, debemos estar en la " fase amarilla", donde estaremos alerta y preparados ante lo que pueda ocurrir, y no en la zona de confort (zona blanca) donde nuestro nivel de reacción será muy bajo.
    Por ello no sólo hemos de preocuparnos por nuestra instrucción y nuestro material, también hay que trabajar con nuestra mente, mentalizarse en que algo malo puede ocurrir ese día y estaremos alerta y preparados para reaccionar con los medios necesarios que hagan falta. ( Cierto es, que puede que luego nuestra reacción salga por otro lado, pero la predisposición ante la actuación es importante)

    ResponderEliminar
  64. CURSO DE SUPERVIVENCIA POLICIAL

    Como muchas ocasiones se sigue echando la culpa de nuestra formación. No por salir de la academia somos maquinas de actuar a la perfección y poseemos todos los conocimientos necesarios para actuar.
    Hay una cosa que mis años en la profesión me ha dado, y es que sino evolucionas por tu cuenta pasamos a la ley del mínimo esfuerzo y a la vida padre. Eso es una cosa que debemos de cambiar, pero mas que nosotros tiene que cambiar la mentalidad de aquellos que están sentados en un despacho, y dejar de echar balones fuera por todos aquellos que actuan día a día.
    Como he podido leer en algunos comentarios, el material es importante claro esta, pero lo es mas mi instrucción y mi estado mental y eso me parece que muchos compañeros no lo tienen tan claro.
    Debemos preocuparnos en nuestra instrucción y evolucionar como profesionales.

    ResponderEliminar
  65. Sun Tzu "del curso de supervivencia policial":

    Como no “el pan de cada día en este artículo”, haciendo autocrítica yo también había asimilado dichos pensamientos erróneos en mis primeros años como agente de policía, es normal tengo que decir en mi defensa, la academia me inculco miedo a las armas, además unos compañeros haciendo curso de ascenso en las charlas que nos daban, no contradecían la versión oficial, tenían miedo de que no les dejaran aprobar el ascenso y alguno repetían lo que creían como “verdad absoluta” y otros repetían lo que estaba oficialmente establecido.

    El arma de fuego solo la veíamos en la galería de tiro y con instructores vigilándonos, a los cuales se les palpaba la tensión(miedo), al principio podía ser normal, pero al final de la academia, cuando ya teóricamente “estábamos preparados” para su utilización y porte en vía publica seguía la misma tónica, miedo y desconfianza.

    Una vez llegados a los destinos topabas con compañeros los cuales habían sido instruidos en la misma teoría del miedo y claro esta, repetían lo que crean correcto: “te tiene que dejar apuñalar primero para sacar el arma”, “como uses el arma contra una navaja te van a crujir”, “esta prohibido el uso del cartucho en recamara”, el que se formaba a nivel particular era un rambito o pirado, etc, etc.

    Siendo benévolos, creo que si así los ha instruido la administración a los compañeros, tanta culpa no tienen de pensar así. Sí, que el pensamiento de cada uno es libre. Sí, correcto, pero en muchos lugares el pensar esta mal visto. Y como uno adquiera unos conocimientos elementales y discrepe con los “instructores de tiro”, date por perdido.

    Respecto al daño de los medios de comunicación social, fomentado también por compañeros con responsabilidades de coordinación y liderazgo, en el pensamiento de los jueces y de la población...que voy a contar ya que no sepamos...

    ResponderEliminar
  66. " CURSO DE SUPERVIVENCIA POLICIAL "
    La evolución de un profesional no simplemente el día a día de nuestro entorno laboral si no el ir más allá por qué hay carencias en nuestro trabajo y debemos llenarlos con otros procedimientos que complementa nuestra instrucción .
    Estamos hablando de procedimientos si cosas que en mi día a día llamamos Ttp's estas no lleva a tener un orden paulatino de abordar diferentes situacion sin llegar a ser monótonos y recreando diferentes posibles situaciones de peligro , Y forma de afrontarlas sin llegar a ellas
    El método rueda hablamos de que observar movimiento y gestos que a simple vista se escapan de la sicologia de un civil y donde el profesional de las FYCS debe tener muy presenten a la hora de abordar un simple cacheo cosa normal ,monótona pero no segura lo digo de antemano .
    Por qué tener menos de un metro de distancia de un desconocido o un sospechoso nuestra vida está en mis manos podemos pasar de estar totalmente seguros a estar agredidos en Cero coma.
    Es ahí la clave de saber leer más allá de la resaludad algunos indicios que puedan causar daños irreparables en nuestra integridad

    ResponderEliminar
  67. Daniel Martin
    CURSO DE SUPERVIVENCIA POLICIAL: Que decir de este artículo que no sepamos, la cruda realidad es esa y sólo esa. ¿Cómo aprenderemos y tomaremos medidas los españolitos? como siempre lo hacemos "con muertos" ,triste pero siempre ha sido así. No tenemos cultura de prevención y siempre reaccionamos cuando el daño ya ha sido realizado, ya sea en España como policía o guardia civil o en el extranjero como militar. Creo que muchas películas han hecho mucho daño en la percepción de la realidad en el manejo y pericia de las armas de fuego, mostrando falsas realidades; creíbles sólo por aquellos que nunca manejaron un arma.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Daniel.

      Un saludo.

      Ernesto.

      Eliminar
  68. Tomas Lujan Vilches ( cursó supervivencia policial)

    Gran artículo Ernesto, me alegra que al final hay algunos "fiscales y jueces" que se an dado cuenta de la verdad de un enfrentamiento sea con arma blanca o no. Es difícil ponerse en las situación de los compañeros del CPN es muy fácil decir que se podría hacer o lo que haríamos nosotros. Pero lo que si hay que decir y bien alto es que nosotros mismos no todos pero la mayoría no estamos preparados para situaciones de este tipo, y que nuestros "jefes" no ayudan a que esa situación cambien y tenemos que ser nosotros mismo por nuestra cuenta y dinero buscar la mejor formación y eso de verdad me entristece.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tu comentario, Luján.

      Un saludo.

      Ernesto.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

MIS ÚLTIMOS 10 MINUTOS CON VICTITO (QEPD)

SÍNDROME DE DUNNING-KRUGER: BURROS ENGREIDOS