CONFESIONES: PLACAS CAÍDAS DEL CIELO

De los autores de “En la línea de fuego: la realidad de los enfrentamientos armados”:

“No se puede hacer bien lo que no se sabe hacer, menos aún si previamente tampoco se ha meditado sobre el asunto en cuestión, como en este caso pudiera ser el estudio de la dinámica de los tiroteos. Tal perogrullada es indecentemente obviada por los envenenadores de la verdad, cual profesionales de la contaminación que son. Sobran sicarios armados con embustes eslabonados y en ristre”.

“Estos tóxicos seres humanos son como aquellos que desde el sofá de sus casas gritan e insultan a los futbolistas que fallan penaltis, aseverando que ellos, que lo más redondo que han visto es una caja de pescado, hubiesen metido el esférico entre los tres palos. Estos ‘sofalitas’ sin par son, normalmente, meros sostenedores de latas de cerveza y de pesadas bolsas de snacks, desde que empieza el partido hasta que finaliza. Pero aun así se irán a dormir, pringosos de sí mismos, convencidos de que ellos hubieran podido meter los goles errados por el Messi de turno. Estos, en el salón de sus viviendas, lo más que hacen en estas circunstancias es dañar el buen gusto, la buena educación y la paz vecinal. Matasietes baratos y chabacanos, eso es lo que son, incluso si también visten uniforme, ensuciando la porra mediante el arrastre”.  

Seguiremos informando.

Comentarios

Entradas populares de este blog

MIS ÚLTIMOS 10 MINUTOS CON VICTITO (QEPD)

CUANDO LAS RATAS PRESUMEN DE PLACA, SIN SABER QUÉ ES SER POLICÍA